La ampliacion del Punto-G

El punto G es famoso por su supuesta capacidad para aumentar el placer y provocar orgasmos. Se ubica en la pared anterior de la vagina, a unos 5 cm. desde la uretra, y tiene el tamaño de una moneda de 25 centavos. Se puede ampliar en 30 minutos y sin cirugías, con una intervención que se realiza dentro de un consultorio.

¿El punto G se amplía para que sea más fácil encontrarlo?
La ampliación del punto G lo vuelve más accesible y fácil de localizar, tanto para la mujer como para su pareja sexual. Además, al aumentar el tamaño y la superficie de esta zona es posible estimularla mejor. Nuestras pacientes sienten más placer en el roce del punto G durante la penetración o la estimulación manual.

¿El método tiene alguna base científica?
Está basado en un trabajo del doctor Iannini, sexólogo de la Universidad de Bologna. Mediante ecografias, pudo demostrar que las mujeres con una pared vaginouretral más gruesa (zona del punto G) sentían más placer y alcanzaban el orgasmo por penetración vaginal con mayor facilidad.


¿Cómo nos damos cuenta de que deberíamos operarnos? ¿Hay síntomas?

Cualquier mujer que busca sentir mayor placer o mejorar sus orgasmos está en condiciones de regalarse el relleno del punto G.

Cómo es el procedimiento
Es un tratamiento simple, no-quirúrgico, administrado por el médico, que puede temporariamente aumentar el punto de Grafenburg (Punto-G) en mujeres sexualmente activas con función sexual normal. Se utiliza colágeno, aprobado por LA AGENCIA DEL MEDICAMENTO DEL MINISTERIO DE SALUD. El Punto-G fue descrito por primera vez por Dr. Ernest Grafenberg en 1950 en el International Journal of Sexology. Es una zona altamente erógena localizada en la pared anterior de la vagina como 2 o 3 pulgadas adentro, que aumenta de tamaño cuando es estimulada directamente y con lleva a un orgasmo potente. El procedimiento se hace durante una visita medica de menos de 30 minutos. La inyección se toma menos de 8 segundos. La paciente se hace un auto-examen y localiza el Punto-G. Basándose en la localización dada por la paciente, el médico mide el Punto-G. Se utiliza anestesia local y se inyecta el colágeno. El 87 por ciento de las mujeres que han recibido esta técnica reporta aumento en su excitación y satisfacción sexual. Los resultados varían, y pueden durar hasta cuatro meses.

En clínica Garcilaso te ayudamos. Llámanos sin compromiso 91 593 37 85 /91 591 36 97o entra en nuestra web

VIA http://entremujeres.clarin.com

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *