,

Vaginismo. Tratamiento con toxina botulinica

El vaginismo es un padecimiento en el que existe una constricción involuntaria de la vagina al intentar el coito. De hecho, la constricción es causada por contracciones involuntarias de los músculos del piso pélvico que rodean la vagina. La mujer no controla directamente o ‘desea’ que la constricción ocurra; es una respuesta pélvica involuntaria. Es posible que ella ni siquiera esté consciente que la respuesta muscular esté causando la constricción o problema de penetración.

En algunos casos, la constricción del vaginismo puede empezar a causar ardor, dolor o punzadas durante el coito. En otros casos, puede que la penetración sea difícil o completamente imposible. El vaginismo es la principal causa de relaciones no consumadas. La constricción puede ser tan limitante que la abertura de la vagina se ‘cierra’ completamente y el hombre no puede insertar su pene. El dolor del vaginismo termina cuando cesa el intento de actividad sexual, y usualmente el coito debe ser interrumpido a causa del dolor o la molestia.

1 de cada 5 mujeres de todas las edades sufren de vaginismo. Mediante el uso de TOXINA BOTULINICA y un esquema novedoso de aplicación en los músculos perivaginale, permite relajar dichos músculos, con excelentes y resultados rápidos, lo que permite a la paciente comenzar con su actividad sexual.

En clínica Garcilaso te ayudamos. Llámanos sin compromiso 91 593 37 85 /91 591 36 97o entra en nuestra web

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *